¡Precio rebajado!
NUEVOS CONCEPTOS EN LA CULTURA VIRTUAL Visualmiento/ Touch-Cultura Más grande

NUEVOS CONCEPTOS EN LA CULTURA VIRTUAL Visualmiento/ Touch-Cultura

Precio Lista: MXN 110.00
Precio Internet: MXN 75.00

Nuevo artículo

ARG267

En Existencia

Luego entonces, lo que podríamos llamar visualmiento, es el acto en tiempo real de situarnos en el flujo con imágenes, donde nos preguntamos y contestamos a una velocidad que no posee el tiempo del “Re”, que fluye sin tocar el piso, que no tiene picos de tensión y puntos de relajación. Donde la imagen es construcción y obedece a otra construcción de imágenes, todo esto con el Touch y su hipertextura.

A una imagen lo que hacía falta era la alternativa de otras imágenes, lo catafixiable, la opción de miles de links que aunque no se tenga, o se 

Más detalles

Disponibles:

Altura (cm) 21 cm
Anchura (cm) 14 cm
Grosor (cm) 0.6 cm
Peso (g) 139 g
Autor Vicente López Velarde Fonseca
Páginas 112
Edición Año 1a. E. Abr. 2015.
ISBN 9786077361459

Luego entonces, lo que podríamos llamar visualmiento, es el acto en tiempo real de situarnos en el flujo con imágenes, donde nos preguntamos y contestamos a una velocidad que no posee el tiempo del “Re”, que fluye sin tocar el piso, que no tiene picos de tensión y puntos de relajación. Donde la imagen es construcción y obedece a otra construcción de imágenes, todo esto con el Touch y su hipertextura.

A una imagen lo que hacía falta era la alternativa de otras imágenes, lo catafixiable, la opción de miles de links que aunque no se tenga, o se encuentre, la imagen “original” buscada, desencadena su hipertrofia de flujo y actué en consecuencias en una forma, o manera alternativa. Por eso, el visualmiento no posee picos de tensión, sino de flujo constante como el “Síndrome Trón” (Steven Lisberg), sin variables, con pulsaciones imperceptibles. Con hipertrofia de imágenes, no tanto amontonadas o yuxtapuestas, sino generándose a una velocidad más allá del pensamiento. Cabe destacar que los testimonios ante un trauma o un hecho cercano a la muerte suelen llevar consigo el “vi toda mi vida en un instante”. La adrenalina detona el flujo de imágenes y presiona para actuar ante el visualmiento, Todo “control” y concepto de coherencia se anula, y se produce “el devenir lineal y homogéneo” (Benjamín), “la esperanza eufemizante” (Duran). El tiempo ya no es simbólico, es literal, lo que se vuelve simbólico en el espacio. La imagen oral es de escasa importancia, y cero carga de emoción o en este caso de numinosidad (Jung).

“La última imagen en el final de tu vida no es una imagen… es una hipertrofia de imágenes… en nano segundos una acumulación de imágenes se agolpan (¡vi pasar mi vida!)… pero ese continiuum de imaginería se logra el gran deseo de un artista… no enmarcarse nunca…(Noé Pinotaje). 

Scroll